jueves, 8 de octubre de 2015

El Infeliz de Bs. As.

Y volvió un día, El editor del periodico barrial "El Adán de Buenos Aires" publicó, esta mierda llena de sus usuales mentiras, desvaríos e inventos:

Los vecinos del pasaje La Fronda rechazan el cambio de nombre para recordar a Papo
septiembre 25, 2015 -
Por Ricardo Guaglianone

Luego de varias llamadas a la Legislatura, algunas con fuertes insultos por esta iniciativa el cambio de nombre del pasaje La Fronda quedo en medio de un nebulosa para su aprobación definitiva.
Los vecinos que viven en las dos cuadras del pasaje La Fronda, tanto de la cuadra que nace en Juan B Justo y llega a Remedios de Escalada de San Martin como la que va de la avenida hasta Tres Arroyos, están fuertemente indignados por la decisión inconsulta de designar a esas cuadras con el nombre de Norberto Napolitano.
Hasta esta posibilidad, repudiada del minuto cero por los vecinos, existían tres proyectos en danza para homenajear al mùsico: uno era cambiar el nombre de la calle Remedios Escalada de San Martin  desde Boyacá hasta Andrés Lamas, que contó, según afirmaciones de miembros de la Legislatura,  con el potente rechazo del Instituto Sanmartiniano más la queja del convento de monjas del instituto Cabrini que está ubicado en ese lugar, razones por las cuales la idea no prosperó.
El segundo proyecto era cambiar el nombre de la estación Boyacá, del metrobùs de la Av. Juan B Justo, a la altura del 4900,  ubicada frente a la plaza Roque Saenz Peña donde existe el monumento en memoria del destacado mùsico, pero según fuentes de la Legislatura, no se puede hacer ese cambio de nombre, aunque no explicaron porque.
El tercer proyecto era cambiar el nombre de la calle Artigas, desde Av. Juan B Justo hasta Av. Jonte, ya que en Artigas 1917 nació el músico y allí vive su hermana, aunque algunas versiones indican que reside en Estados Unidos. Esta idea es también rechazada por los vecinos de esa arteria, tanto por la importancia de Artigas en la historia latinoamericana, como por  las consecuencias del cambio de nombre, en cuanto a la tranquilidad de la zona.

Una ley de doble lectura

Según el jefe de prensa del legislador Quattromano, el pedido de contemplar a La Fronda como posibilidad de realizar este cambio de nombre,  nació de un llamado de un vecino de la Junta Histórica del barrio,  que les manifestó que estaban todos los vecinos de acuerdo con esa idea. Nadie de ese bloque ni de Cultura de la ciudad, tomó el trabajo de verificar si esto era verdad y avanzaron en el proyecto.
De esta manera,  la idea para que Napolitano sea el posible nuevo nombre del pasaje La Fronda se trató en el recinto, donde pasó la primera instancia legal, ya que hace pocos días se publicó en el Boletín Oficial esta decisión de la Legislatura, donde se aprobó el proyecto presentado por los legisladores del PRO Roberto Quattromano, María Raquel Herrero, y la legisladora de Confianza Pública Democrática Cristina García de Aurteneche. Pero al ser una ley de doble lectura debe hacerse una audiencia pública con los vecinos,  antes de que la norma vuelva al recinto para ser  promulgada.
Esta es la instancia que están esperando los vecinos que viven en La Fronda para ir a manifestar su terminante rechazo a la iniciativa, actitud que ya manifestaron tanto al jefe comunal del PRO Carlos Guzzini como al jefe de prensa del legislador Quattromano, quien manifestó que no sabía que había tanta oposición al proyecto. Los vecinos afectados están juntando firmas para oponerse a esta iniciativa y han presentado un pedido similar a la Defensoría del Pueblo de la ciudad.

Las contradicciones familiares

Para entender la fuerte resistencia de los vecinos a esta iniciativa hay que repasar varias cosas que han ocurrido en relación a los admiradores de  la figura de Pappo y sus familiares más directos.
Uno de los hechos que gravitan negativamente en los vecinos, son los desmanes que se produjeron, algunos muy violentos, en ocasión de conmemorarse alguna fiesta en su recuerdo en la plaza Roque Saenz Peña, llamada de Pappo por sus fans.
En palabra de los vecinos de Villa Mitre y Paternal, uno cosa son los motoqueros, reconocidos como señores con mayúsculas por el vecindario y otra es el lumpenaje que acompaña la movida, que indefectiblemente terminan orinando y defecando las casas de los vecinos y peleándose a botellazos pasados de alcohol y droga.
Sumado a esta potente razón de rechazo a la idea de tener frente a sus casas a estas situaciones desagradables,  casi todos saben del enfrentamiento de la hermana de Pappo con su hijo Luciano y también saben, que el lugar histórico, verdaderamente histórico de la trayectoria de Pappo, era el taller mecánico ubicado en Remedios Escalada de San Martin 2339, lugar donde el músico tenía su base operativa. Alli existía además, un horno de ladrillos de principios de siglo utilizado por su padre.
Tan importante era este lugar en la historia de Pappo, que el miércoles 24 de enero de 2007, un par de años después de su muerte, se inauguró, pintado en la cortina metálica del taller, un gigantesco mural en su honor, realizado por el artista Alejandro Amaro. El mural tenía más de 8 metros de alto y Amaro, para realizar esa obra, contò con la ayuda de Diego Kok, un amigo con quien compartía su fanatismo por el rock. El mural les llevó más de dos meses de labor y ellos consiguieron las donaciones de materiales en los negocios de la zona y no cobraron un solo centavo por el trabajo.
Porque usamos el “allì existió” o “el mural tenía”, simplemente porque ese lugar histórico, emblemático en la vida de Pappo, es ahora un supermercado manejado por orientales que no dejaron nada de lo que hacía a la historia del mùsico, incluido el mural que destruyeron pintando la persiana. ¿Porque sus familiares alquilaron ese lugar y no respetaron esa historia viva de Napolitano? ¿Porque insisten en imponer al vecindario un reconocimiento a Pappo que ellos no cumplieron, preservando un lugar emblemático,  por ganar algún dinero?
Los vecinos de Villa Mitre tienen en cuenta estas cuestiones y no es la primera vez que se van a oponer a una movida irracional para homenajear a Pappo. Ese mural del frente del ex – taller, funcionarios de Cultura de la ciudad, lo querían reconstruir en la plaza Roque Sáenz Peña, a pedido de su hijo Luciano, realizando nuevamente la obra sobre una pared de 10m de ancho x 5m de alto levantada en la plaza, frente a la calle Boyaca. Esta idea irracional, estúpida,  fue resistida por los vecinos, hasta que las autoridades decidieron abortar el proyecto.
La pregunta es más que obvia: si la familia y sus fans no cuidaron los valores históricos de Pappo, su taller donde tenía el estudio y compuso varios de sus temas, ¿tienen derecho a usar un lugar público para reinstalar el mural o imponer un homenaje a los vecinos cambiando el nombre de un pasaje  muy querido por los vecinos?
Además, en otro sentido, la iniciativa de Cultura de la ciudad arrasaba con los derechos consagrados en la flamante ley de comunas que habilita el debate y la decisión vecinal en la administración de las calles laterales y de las plazas de la comuna.
Esto sucede también con el cambio de nombre de La Fronda que también arrasa con el concepto de Gobierno Comunal Autónomo que consagra la ley, ya que de este emprendimiento no estaba enterado ni el jefe comunal Carlos Guzzini, ni ninguno de los otros comuneros…

Los legisladores contra la paz

Recordamos las diferencias familiares en declaraciones de Luciano en ocasión del incidente con el taller de Papoo: “me molestó que no se respetara el homenaje a Norberto. Fue un error por parte de quienes le alquilaron el taller a los chinos, es la última obra fruto del desvarío y la falta de cordura y respeto de una persona muy allegada a nuestro Inmortal Carpo”.
“La misma que asumió el compromiso de preservar ese pedazo de historia donde funcionó la primera fábrica de calderas de Sudamérica, Napolitano Hermanos, fundada por el abuelo del Carpo y donde él había erigido su taller y su sala de ensayo. Lamentablemente han elegido hacer un beneficio inmobiliario para ellos sin cumplir con el deber que tenían de preservar la obra e indirectamente la memoria del homenajeado que en este caso era mi viejo”… “si ese taller estuviese a mi nombre como legalmente tendría que serlo, hoy estaría el Museo Pappo y las cosas de mi viejo”.
Fueron centenares las firmas que los vecinos juntaron para que no se haga el mural en la plaza y lo mismo está sucediendo con la idea de cambiar el nombre del pasaje La Fronda.

Las consecuencias

Cuando todo estaba en calma entre admiradores e indiferentes de la figura del músico, cuando el gobierno de la ciudad, hábilmente, fue recortando los numerosos festejos en la plaza donde está el monumento, que siempre terminaban como episodios policiales,  hasta llevarlo a uno anual bien controlado, para evitar esa violencia que se registraba habitualmente al final de esos homenajes, viene este nuevo capítulo del cambio de nombre de La Fronda, que traerá sin dudas, muchos e innecesarios enfrentamientos entre vecinos y admiradores del músico.
Una paz nuevamente quebrada por legisladores que no tienen en cuenta ni la normativa de la Ley de Comunas, ni la opinión de los vecinos afectados, ni saben de las violentas situaciones que estos pasaron con la parte más lumpen de los seguidores de Poppo, que ahora tomaran seguramente posesión de las dos cuadras del pasaje para seguir atropellando la tranquilidad de los vecinos, quienes se preguntan por estos días:
¿Por qué estos legisladores no llevan a esta gente al frente de sus casas para que les defequen y orinen sus puertas, se emborrachen y se droguen delante de sus hijos o les falten el respeto a sus hijas o para que se revienten a botellazos al final de cada homenaje o fiesta que se les ocurra hacer?. ¿Qué motiva a estos legisladores vulnerar el derecho de tantos vecinos que se oponen a esta idea con tan justas razones? ¿Es este personaje tan importante en su obra como ser humano para querer homenajearlo casi sin límites?

Hay una guerra en ciernes que se puede evitar, simplemente respetando los derechos de todos. Napolitano ya tiene su monumento, su fiesta anual, para muchos, esto es más que suficiente

Desde este lugar, solo vamos a escribir unas pocas palabras, solo decirle que no son los vecinos los que traen "enfrentamientos innecesarios" es usted quien instiga y "la guerra en ciernes" se puede evitar, tratando de no escuchar a gente como usted, y por ultimo el único que llamó a la legislatura y no solo profiriendo insultos sino amenazando la integridad del monumento fue usted, todo lo que se hace por Pappo (ni Papo, ni Poppo, ni Papoo, Pappo) se hace de acuerdo a lo que las leyes mandan, y no atacamos gratuitamente a quienes no hacen lo que nosotros queremos, estamos en democracia (mal que le pese)  y las amenazas y los aprietes no van con nosotros,  "para ser respetado, hay que respetar".
Nota: Y si alguien defeca en la puerta de tu casa, es porque sabe que allí hay una cloaca. 
Heil !!! Guaglianone

1 comentario:

TheAltarios dijo...

Que chabon forro por dios!! Viva pappo!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...